Contáctanos

Notas

El ejercicio y las hormonas

Además de los ya conocidos efectos para la salud y la producción de insulina y adrenalina, una reciente investigación demuestra que el ejercicio físico cardiovascular también puede modificar la producción de ciertas hormonas, como la FGF21, relacionada en muchos aspectos positivos con la salud y un metabolismo sano.

El estudio, dirigido por Thomas Morville, de la Universidad de Copenhague, evaluó la cantidad de varias hormonas en muestras de sangre después de que los participantes del estudio realizaran varias clases de ejercicio. Se encontró que después de un esfuerzo de sesenta minutos con un consumo máximo de oxígeno del 70% en el ejercicio cardio, la producción de la hormona FGF21 se elevó tres veces más que después de un esfuerzo equivalente en  ejercicios de fuerza, en el cual curiosamente tampoco se elevó la hormona FGF19, relacionada con el crecimiento de músculos.

Según el estudio, recientemente publicado en la revista científica Journal of Clinical Investigation – Insight, una alta producción de la FGF21 es, posiblemente, un medicamento natural contra la diabetes y la obesidad.

Articulo disponible en DOI:  10.1172/jci.insight.122737